Estimados, primero los saludos y les deseo que tengan un muy Feliz Año 2006.
Para este inicio de temporada debo decirles que he encontrado en una pequeña caja en mi casa (y que raro no en mi closet), una verdadera reliquia.
Uno de los juegos que ocuparon recreos y tardes enteras de colegio, me refiero a los juegos de NAIPES MATCH 4, de Salo. Yo soy el Shock, y este es mi rincón.

Era según recuerdo el año 1986, y en el Bazar de la esquina de mi casa, la famosa en ese entonces “Pelusita”, obviamente atendida por la Tía Pelu, de la cual ya les he hablado antes, quien me conocía desde que llegué a este mundo por lo que cada vez que llegaba una “novedad” me la hacía saber, y yo compraba cuanta cosa llegaba.
En este caso fueron los NAIPES MATCH 4 de Salo, los cuales eran temáticos, yo tuve el de “Súper Jets” (obvio soy fanático de los aviones), Autos Fórmula (incluso salía ¡¡¡Eliseo Salazar!!!), Autos Turbo y Motos, además estaban, Helicópteros y Autos.


El método de juego según recuerdo era repartir el mazo de 32 cartas, las cuales traían características técnicas de los motivos que mencioné antes (aviones, autos, motos, etc) entre 2 participantes o más jugadores y cada uno iba enfrentando las características técnicas del Modelo que tenía en su mazo.
Habían además de esos 32 naipes 2 cartas de colores una roja y otra amarilla.
Con la carta amarilla el jugador que la tenía recibía una carta de arriba del mazo de cada uno de los otros participantes, y la rojo era para recibir las 2 últimas cartas del mazo de los otros jugadores.
El ganador era quien acumulaba todo o la mayor parte del mazo total de cartas, esto porque en muchas oportunidades se jugaba a “escondidas” de los profesores en las salas de clases, sobre todo en aquellas que uno se quedaba casi dormido, y fondeado en los últimos asientos debajo casi de los bancos ahí se desarrollaban verdaderos campeonatos de juegos de naipes.
Eran memorable, las “finales” que se realizaban entre varios compañeros.


Además, siempre había un juego favorito y con el cual uno sabía al final casi de memoria las características de los modelos para así sacarles partidos hasta los con peores capacidades, en mi caso era el de aviones, otros amigos amantes de las tuercas gozaban con las de autos o de motos.


Estos naipes afortunadamente no eran demasiado caros, y para nuestra niñez eran lo suficientemente entretenidos como para trenzarnos en tardes enteras de juego, en la playa, en los viajes, etc. Es así que muchos de mis amigos tenían en casa algunos de estos juegos.
La verdad haciendo memoria eran juegos súper simples, pero llenos de entretención al menos para mi y mis compañeros del colegio, han sido realmente muy gratos recuerdos. Además al escribir este artículo se me han venido a la memoria amigos que no he visto hace décadas y algunos que han partido a la eternidad.
Ahora hay que cambiar de foja, con la llegada del 2006, que a diferencia de lo que pensé antes de cambiar de año, creo que será igual de freak que el 2005.
Este es mi recuerdo para esta semana desde mi Rincón, el del Shock.

Dedicado a Jorge (Q.E.P.D.) donde quiera que estés…

Volver a la Página de Inicio>>>

Anuncios